Copy

En noviembre, quienes formamos parte del proyecto A dónde van los desaparecidos nos enfrentamos a una cascada de emociones encontradas. 

La indignación nos sacudió al enterarnos de que nuestra compañera y directora del proyecto, Marcela Turati, la defensora de derechos humanos Ana Lorena Delgadillo y la perito forense Mercedes Doretti han sido criminalizadas, investigadas y espiadas por quienes deberían dedicarse a romper los cimientos que sostienen la desaparición de personas en México. 

Y en estos días, dos noticias nos llevaron a celebrar el poder caminar juntos y seguir apostando por el periodismo. Una de ellas fue que la serie de podcasts Camino a encontrarles: historias de búsqueda, una coproducción que realizamos con Quinto Elemento Lab y el IMER,  fue seleccionada como uno de los diez mejores trabajos iberoamericanos en la categoría de Cobertura del Premio Gabo 2021

Cuando casi terminaba el mes, la Fundación Barba Varley entregó su premio a la Brigada Nacional de Búsqueda y al proyecto A dónde van los desaparecidos. Para nosotros es un honor compartir este reconocimiento con las familias que han hecho de la búsqueda una acción cotidiana de resistencia

Una de las tantas cosas que nos han enseñado quienes buscan a las personas desaparecidas es que la indignación debe transformarse en acción. Así que las y los periodistas que integramos este proyecto seguiremos investigando y publicando historias que, de alguna forma, sirvan como herramienta para taladrar la impunidad.
 

Thelma Gómez Durán
Editora general


En lugar de investigar las desapariciones, el Estado mexicano persigue a periodistas y defensoras de derechos humanos

Con una rapidez pocas veces vista cuando se denuncia la desaparición de una persona, la entonces Procuraduría General de la República (PGR) echó a andar, en 2016, toda su maquinaria para investigar a quienes, desde su profesión, buscaban esclarecer la masacre de San Fernando, Tamaulipas, de 2011.

“Ojalá que cuando las familias tienen un desaparecido, con esa celeridad hicieran las cosas; que cuando vamos y les decimos: aquí están las pistas (de la desaparición), así lo hicieran”, dijo Ana Lorena Delgadillo, directora de la Fundación para la Justicia y el Estado Democrático de Derecho, al dar a conocer que ella, Marcela Turati, y Mercedes Doretti, del Equipo Argentino de Antropología Forense (EAAF), fueron investigadas por secuestro y delincuencia organizada y colocadas en la misma averiguación previa que los perpetradores de la masacre de al menos 196 personas que fueron encontradas, una década atrás, en 48 fosas clandestinas. 

“En los proyectos que hemos realizado sobre desapariciones de personas —escribe Marcela Turati, coordinadora de este proyecto—, los periodistas constatamos que en este país lo que importa a muchas autoridades es retirar los cadáveres de la vía pública y enterrarlos”. 

“Nos queda claro que al desenterrarlos —desde el periodismo, las ciencias forenses o la defensa de los derechos humanos—, además de estar ayudando a una familia a recuperar a su ser amado, estamos exhumando también una evidencia, el cuerpo del delito, las complicidades que permitieron esas muertes”, agrega a propósito de la persecución de la que fue y sigue siendo objeto desde el Estado mexicano.

Las historias que te contamos

Al concluir su visita de dos semanas al país, el Comité contra las Desapariciones Forzadas de Naciones Unidas, que tiene como mandato vigilar el cumplimiento de la Convención Internacional en la materia, señaló que las desapariciones en México son generalizadas, que impera un ambiente de impunidad estructural y que es preocupante la revictimización a la que están sujetas las familias buscadoras.

Aunque sus integrantes reconocieron algunos avances y la voluntad del actual gobierno, también resaltaron que en los hechos no hay muchos cambios: una crisis forense que rebasa los 52 mil cuerpos sin nombre, el incremento en las desapariciones de niños, niñas, adolescentes y mujeres —que forman parte de las más de 95 mil desapariciones acumuladas desde 1964—, nuevas masacres de migrantes, desaparición de cuerpos localizados y expedientes, asesinato de personas buscadoras, desapariciones cometidas por agentes del Estado y casi nulas sentencias condenatorias en casos de desaparición forzada. 

No se pronunciaron, sin embargo, por la petición generalizada: que se lleve a México ante la Asamblea General de Naciones Unidas bajo el artículo 34 de la Convención.

Este mes también te presentamos el análisis del primer diagnóstico gubernamental de los servicios forenses del país, realizado en 2019, y que debería servir como base para elaborar un plan que permita devolver la identidad a miles de cuerpos enterrados en fosas comunes. El documento, si bien incluye información imprecisa, incompleta y con errores, deja ver un panorama avasallador de la crisis: hasta febrero de 2019, a nivel nacional, las instituciones forenses sólo lograron restituir el nombre a 17 de cada 100 cuerpos bajo su resguardo.

Te compartimos además la experiencia de Jorge Verástegui, hermano de Antonio y Jesús, desaparecidos el 24 de enero de 2009, en su intento por acceder a la base de datos completa del Registro Nacional de Personas Desaparecidas y No Localizadas (RNPDNO). A pesar de que el Instituto Nacional de Transparencia resolvió a su favor en dos ocasiones, la Comisión Nacional de Búsqueda, encabezada por Karla Quintana, le sigue negando su solicitud.

Finalmente te contamos que el pasado 29 de octubre fueron nombradas las cinco personas expertas que ya integran la Comisión de la Verdad para esclarecer los hechos del periodo conocido como la “guerra sucia”, tal vez la última oportunidad que se tiene para saldar esa deuda histórica con las personas que fueron desaparecidas, ejecutadas, perseguidas y torturadas por agentes del Estado entre 1965 y 1990. Algunas voces críticas, no obstante, dudan sobre los resultados que pueda tener este mecanismo sin presupuesto y sin verdadera independencia de la estructura del gobierno. 

Si te interesa leer las notas completas, sólo da clic en los enlaces:

Carmen Villa Quintana, presidenta del Comité contra las Desapariciones, durante la conferencia de prensa que cerró la visita de dos semanas a México. Foto: ObturadorMX
Una pausa para la Con-Ciencia

Cobijada por el apoyo y la sororidad que encontró en otras mujeres que también buscan a un familiar desaparecido, Ericka Alcántara García, hermana de Omar Briseño García, desaparecido el 16 de abril de este año, cayó en cuenta de una realidad: la labor de búsqueda de personas desaparecidas en México recae principalmente en las mujeres, en miles de madres, esposas, hermanas e hijas.

“Son ellas quienes tejen redes amorosas que resisten a los embates de la violencia y el terror que azota el territorio nacional; son ellas las que se acuerpan entre sí durante el camino de la búsqueda, las que ayudan a las otras a cargar la pesada losa del dolor y la incertidumbre de todas las personas que nos faltan y las familias que las esperan”.

Todas las personas que están en el camino de la búsqueda, asegura Ericka, hoy integrante del colectivo Regresando a Casa Morelos, han aprendido a través de la dolorosa experiencia que les atraviesa que, como dicen las compañeras feministas, “lo personal es político”; y que la desaparición de sus seres queridos es “una herida abierta que no solamente lacera a nuestras familias, sino a la sociedad entera”. 

Las columnas del GIASF se publican cada 15 días en nuestro sitio. Para leer esta, sólo da clic al enlace: Una mirada feminista a la desaparición de personas: Reflexiones desde la experiencia de búsqueda.

Mujeres buscadoras. Foto: Regresando a Casa Morelos y Cecilia Lobato

25 de los 32 estados del país
 
identificaron a menos del 30% de los cuerpos que ingresaron a sus Servicios Médicos Forenses (Semefo) hasta febrero 2019

Estado de México, Guanajuato y Coahuila

son las entidades que obtienen un porcentaje más bajo de perfiles genéticos a partir de las muestras procesadas
 

De 3 mil 6
es el sobrecupo de cuerpos que existía en los Semefos a nivel nacional
pero la propia FGR reconoció que la cifra sería mayor
 

Fuente: Análisis de las capacidades de los Servicios Forenses y Periciales del país, 
versión a la que tuvo acceso A dónde van los desaparecidos.
Estos y otros datos los puedes consultar en esta nota.

Te recomendamos

El jueves 11 de noviembre se inauguró, en la Galería Jorge Martínez de la ciudad de Guadalajara, la exposición Presencias, del fotógrafo jalisciense Rafael del Río

Se trata de un testimonial que a través de impresiones en hojas naturales, una instalación con ropa de personas ausentes, cartas, charlas videograbadas e imágenes de manifestaciones, se aproxima —de manera respetuosa— a las vidas de cientos de personas que fueron desaparecidas y a la lucha de sus familias por encontrarles.

Si quieres ver uno de los videos que forman parte de la exposición, 
sólo da clic aquí.

Este mes en la Historia ⏳ El 23 de diciembre de 2010 entró en vigor la Convención Internacional para la Protección de todas las Personas contra las Desapariciones Forzadas, firmada cuatro años antes. Hasta la fecha, 64 países —incluido México— han ratificado el instrumento que busca erradicar y prevenir el fenómeno de la desaparición en el mundo.

Hasta aquí llegamos...

Te contamos que con motivo de la entrega del premio de la Fundación Barba Varley en el Instituto Mexicano para la Justicia, parte del equipo de A dónde van los desaparecidos participó en una mesa sobre Periodismo especializado en desaparición forzada. La puedes ver en este enlace.

Al finalizar el conversatorio, María Herrera, Doña Mari, co fundadora de la Brigada Nacional de Búsqueda y madre de cuatro personas desaparecidas, expresó su solidaridad con los periodistas que cubren el fenómeno de la desaparición y enfrentan riesgos no sólo por parte del crimen organizado sino desde el Estado, que utiliza su estructura para perseguir a quienes evidencian sus malas prácticas e ilegalidades. “Para eso sí hay tiempo y ministerios públicos”, lamentó.

También te compartimos que Analy Nuño, Adrián Montiel y Paloma Robles, integrantes de este proyecto, estarán el próximo 8 de diciembre, a las 12:00 horas, en el Centro Universitario de Tonalá de la Universidad de Guadalajara, con la conferencia titulada ¿Dónde están los desaparecidos?

Finalmente, te invitamos a escuchar la serie de podcasts Camino a Encontrarles: Historias de Búsqueda, una de las diez mejores coberturas iberoamericanas del Premio Gabo. Es un trabajo colaborativo que habla sobre las proezas que hacen las familias por buscar a sus desaparecidos y las buenas prácticas desarrolladas y compartidas con quienes también sufren la ausencia de un ser querido. Este es el capítulo de Aranzazú Ayala sobre la Brigada.

El equipo de A dónde van los desaparecidos y representantes de la Brigada Nacional de Búsqueda durante la entrega del premio Barba Varley, en la Ciudad de México, en manos del embajador de Italia en México, Lugi De Chiara, el presidente honorario de la asociación antimafia Libera, Nando Dalla Chiesa, y la periodista cultural Patricia Cardona.

Quienes integramos el proyecto A dónde van los desaparecidos somos periodistas de distintas regiones del país que investigamos —con perspectiva de derechos  humanos—  las lógicas de desaparición de personas y estamos comprometidos con las luchas emprendidas por sus familias y la memoria.

Nuestros contenidos pueden ser retomados y publicados de manera gratuita, siempre y cuando se respete el contenido y los créditos de autoría y mención al proyecto. 

Foto de portada: Comité contra las Desapariciones en Morelos. 
Crédito: Brigada Nacional de Búsqueda.
 

Si te gustó este correo, por favor compártelo con
tus amigxs y familiares. 

Puedes suscribirte a este newsletter
a través de este enlace 
 

Si te interesa contactarnos o colaborar con nosotrxs,
escríbenos a: contacto@adondevanlosdesaparecidos.org 

 

Hasta la próxima 😉
No olvides seguirnos en nuestras redes sociales👇🏽

Facebook
Twitter
Website
Instagram

¿Tienes unos minutos más?

No dejes de leer estas historias
Crédito: Ivanna Orozco

El cruel laberinto del Forense en Jalisco

 

Los criminales están yendo a extremos para impedir que sus víctimas puedan ser identificadas. Al servicio Forense de Jalisco están llegando bolsas, con miles de fragmentos de cuerpos, halladas en fosas clandestinas, lo que ha puesto a cientos de madres ante una terrible disyuntiva: aceptar las partes o esperar por el todo. Ximena Torres, Dalia Souza, Darwin Franco e Ivanna Orozco para ZonaDocs, una investigación especial del programa MásterLAB de Quinto Elemento

Crédito: Marcos Nucamendi

Piden mexicanos llevar crisis de desapariciones a la ONU

 

Para los defensores de derechos humanos, Jacobo Dayán y Michael Chamberlin, la actual administración sigue sin entender la dinámica de la desaparición de personas, por lo que esperan que el Comité contra las Desapariciones Forzadas, tras rendir su informe a inicios del próximo año, lleve el caso mexicano a la Asamblea General de Naciones Unidas.  Gloria Leticia Díaz para la revista Proceso

 

Crédito: Presidencia

Niega AMLO militarización del país; datos duros lo contradicen

 
En su mensaje de celebración por su tercer año de gobierno, el presidente Andrés Manuel López Obrador aseguró que las acusaciones de que se está militarizando el país “carecen de toda lógica”. Sin embargo, existen datos que respaldan esta afirmación, comenzando porque el 2021 ha sido el año con más militares movilizados para intervenir en tareas de seguridad pública. Animal Político
Share Share
Tweet Tweet
Forward Forward
¿Quieres dejar de recibir este newsletter?
Haz click en este enlace
 






This email was sent to <<Correo | Email Address>>
why did I get this?    unsubscribe from this list    update subscription preferences
A dónde van los desaparecidos · Medellín 33 · Colonia Roma Norte, CDMX 06700 · Mexico

Email Marketing Powered by Mailchimp